«

»

Más de cinco mil participantes confeccionan un monumental tapiz en la Ofrenda de flores a la Patrona de Castellón

Ciento veinte agrupaciones, diecinueve gayatas, asociaciones culturales, los centros regionales, la asociación de rumanos en Castellón, la práctica totalidad de los colegios de la Ciudad públicos y privados, la Universidad Católica CEU San Pablo y numerosas reinas de fiestas de la provincia, hasta alcanzar más de cinco mil participantes confeccionaron el sábado 25 de marzo un monumental tapiz en la fachada de la Basílica del Lledó.

Con este homenaje, la Ciudad de Castellón que celebra las fiestas de su fundación en el siglo XIII, rendía homenaje a su patrona la Mare de Déu del Lledó.

La ofrenda de flores está organizada por el Patronato Municipal de Fiestas y la Basílica del Lledó, contando con la especial y singular colaboración de la Junta de Gobierno de la Real Cofradía.

Como el pasado año, la ofrenda trascurrió en dos momentos, mañana y tarde, alcanzando, un total de más de casi siete horas, entre la plaza Mayor y el templo patronal. El Patronato Municipal de Fiestas calcula que se habrán utilizado más de 35.000 flores para confeccionar un tapiz, donde se descubría la imagen de la Virgen y los dos instrumentos por excelencia de la fiesta, “la dolçaina i el tabalet”.

Se repartieron seis mil estampas, con un fragmento de los gozos de la Virgen del Lledó, que este año cumplen el primer centenario de su estreno.

Los vestidores del tapiz de la Virgen

La ofrenda de la mañana se inició con el ritual del cambio de manto, de morado a verde, y la colocación de la banda de Reina de las Fiestas con las insignias de todas las gaiatas y asociaciones festeras de Castellón.

Al inicio de la Ofrenda, el prior mossén Josep Miquel Francés recibió en la puerta de la basílica a la Asociación de Vestidores del tapiz, encargados durante toda la jornada de la colocación de los centenares de ramos de flores. El prior bendijo las insignias de los vestidores, que interpretaron por vez primera ante las puertas del templo un himno, que desde ahora les caracterizará.

Tras ellos, y desde las diez y media hasta las dos de la tarde desfilaron decenas de particulares, asociaciones culturales y festivas, los colegios de la Ciudad siendo especialmente numeroso el Colegio de la Consolación. También participaron profesores y alumnos de la Universidad CEU San Pablo, asociaciones de vecinos y barrios, los centros regionales de Castilla-La Mancha, Centro Andaluz, Centro Aragonés, Centro Asturiano e incluso la numerosa Asociación Rumana.

La ofrenda de la mañana la cerraron la Asociación de Pal.liers de la Virgen, la Asociación de  Barreros, la Coral Vicent Ripollés y la Coral Veus de Lledó, que interpretaron los Gozos y la Salve Popular.

Presentación de niños.

Los momentos más emotivos y destacados de la ofrenda fueron aquellos en los que el prior tomaba en brazos a decenas de niños, para presentarlos ante la imagen de la Virgen. Uno de ellos apenas tenía tres días, según manifestaron sus padres. Otros pocas semanas o meses.

La riada de participantes, elegantemente vestidos con los trajes propios de la Ciudad, estaba acompañada de bandas de música o grupos de dolçainers. Asimismo algunos sacerdotes de la ciudad se acercaron de forma particular para visitar a la patrona.

A las cuatro de la tarde, el prior celebró la Misa dominical en el altar mayor de la Basílica, junto a la imagen de la Patrona. Participaron de manera directa toda la Junta de Gobierno de la Real Cofradía, con sus presidentes Ferrán Barberá y Laura Albiol.

 

Reinas, Damas, Falleras y Belleas del Foc.

La ofrenda de la tarde estuvo protagonizada principalmente por los Entes vinculados a la fiesta como Cavallers de la Conquesta, Moros d’Alquería, la Colla del Rei Barbut, l’Aljama o la Colla Bacalao. También participaron de forma muy numerosa la Asociació de Festes de Carrer.

Tras el desfile y la ofrenda de las diecinueve comisiones de Sector de las Gaiatas, llegó el turno de un numeroso grupo de Reinas de Fiestas de pueblos de la Provincia como Alcora, Borriol, Torreblanca, Burriana, Vall de Uxó o Benicassim, entre otros.

Para entonces habían llegado el Obispo de la Diócesis Mons Casimiro López Llorente y la Alcaldesa de la Ciudad Amparo Marco junto a otros concejales del PP, PSOE, Ciudadanos y Compromís.

También este año participaron en la ofrenda la Fallera Mayor y la Fallera Mayor infantil de Valencia y las representantes de las Belleas del Foc de Alicante, junto a Reinas de las fiestas de la Magdalena de otros años.

El obispo de la Diócesis dio la bienvenida a todos, pidiendo la protección y el amparo de Nuestra Señora sobre todas las familias, recordando que la Madre nos mira siempre con ojos de Misericordia.

Después todas, una a una, fueron entregando sus ramos al Prior de la Basílica, que con la ayuda de su sobrino Javier Francés Flor, pregonero infantil este año en las fiestas de la Magdalena y del Clavario de la Virgen del pasado año Victor Ignacio Palacio Bernat, colocaron las flores a los pies de la imagen de la Virgen. Las últimas en entregar sus ramos fueron la Reina de las Fiestas Estefanía Climent Moreno, la Reina Infantil Berta Montañés Selma y la Concejal de Fiestas Sara Usó, en representación de la ciudad.

La ofrenda concluyó con el canto de la Salve Popular y un largo besamanos, que se prolongó hasta las nueve de la noche cuando la Santa Imagen retornó al Camarín, en brazos del “Perot” Toni Viciano.

CIG_IMG001

CIG_IMG002

CIG_IMG003

CIG_IMG007

CIG_IMG009

CIG_IMG012

CIG_IMG015

CIG_IMG017

CIG_IMG019

CIG_IMG025

CIG_IMG026

CIG_IMG028

CIG_IMG021

ofrenda grupo

reina uno

reina dos

reina tres

reina cuatro

Comparte el contenido de Basílica del LLedó en tus redes sociales
    Facebook
    Facebook